Home / Noticias / Empecé arreglando mis propios instrumentos

Empecé arreglando mis propios instrumentos

En otra tarde de Generación Urbana nos visitó el Luthier Emmanuel Peréz para contarnos sobre sus inicios en la construcción y personalización de instrumentos folklóricos latinoamericanos.

Con respectos a sus inicios nos dijo “hace nueve años que estoy en el rubro, empecé arreglando mis propios instrumentos, sobre todo en la época del bombo leguero, después investigando un poquito vi que existía la posibilidad de hacer el trabajo para otros y  empecé a reparar instrumentos, posteriormente me puse a fabricarlos, todo un proceso que se fue dando.”

“Me había comprado un bombo para mí para tocar con mis amigos, con el tiempo se fue desgastando, rompiendo y al no tener a mano a alguien para llevárselo a reparar o incluso no poder dejarlo como yo quería, me llevó a investigar y ver de qué manera yo podía mejorarlo”, continúo diciendo sobre sus inicios.

En cuanto a sus productos nos contó “personalizo y fabrico según los gustos del cliente, realizo instrumentos de vientos como quenas, quenachos, instrumentos que son de origen andino, instrumentos milenarios y también el típico bombo de cuero.” Y añadió “generalmente para obtener la materia prima voy a la zona de Santa Fe, que hay mucho ceibo, hago contactos con los del campo y me permiten entrar.”

“Los parches generalmente son de cabra, puede ser de oveja y en alguna época se llego a usar hasta la piel de un ternero, por eso en el Norte, sobre todo en  Santiago del Estero la cabra es un animal que se faena y se consume mucho durante todo el año; al consumirlo los cueros van quedadando, y tengo una persona que los recolecta  y yo me encargo de trabajar el cuero, limpiarlo, estaquearlo y preparar los parches”, comentó tambien sobre su producción.

En relación a sus ventas expresó “la temporada que más se trabajaba es cuando hace calor, que empiezan las peñas, los festivales , desde noviembre hasta marzo aproximadamente, es la temporada mas fuerte, después durante el año siguen saliendo con un ritmo más tranquilo pero va quedando el tema de la reparación de los instrumentos.” Y adjuntó “En el país hay varias ferias de artesanos , que se nos respeta el trabajo del artesano, una de esas es en Cosquín y la feria se llama Raúl Cortázar , donde nos convocan a artesanos de todo el país y cada uno expone sus productos en un puesto designado y se lo vende a los turistas.”

“También fábrico charangos, pero lo hago de manera más esporadica, me intereso empezar a construirlos más que nada por su parte histórica, es un instrumento sudamericano, nacido en el campo de Bolivia, Perú, y su estilo de construcción me llamo mucha la atención porque representa los sonidos más ancentrales.” Y agregó “los charangos los hago de una sola pieza , no se realizan más de quirquincho, los hago de madera.”

link

QUE TE PARECIÓ LA NOTICIA